Red Iberoamericana de Diarios Digitales Red Iberoamericana: Miami Argentina Ecuador México Venezuela Panamacrítico Canarias
Diariocrítico de Bolivia
Jueves 2 de octubre de 2014 | actualizado a las 12:58 horas

 
disminuir tipografia
agrandar tipografia
La Reforma Agraria no llegó a ese territorio

Más de la mitad del Chaco boliviano pertenece a privados

por el 09/03/2009 a las 01:42 horas
Una investigación desarrollada por el CIPCA, explica que la Reforma Agraria de 1953, en el Chaco tuvo un sentido contrario a los principios que postulaba de eliminar el latifundio y dar tierras a los campesinos e indígenas.
Galería
Autor: diariocritico.com
Quizás le interese ...

Menos de un tercio del total del territorio del chaco boliviano aún no fue consolidado o solicitado como propiedad de privados, revela un estudio del investigador Marcelo Arandia, del Centro de Investigación y Promoción del Campesinado (CIPCA), de la provincia Cordillera del Departamento de Santa Cruz.

Afirma que en esa región, los hacendados no sólo resistieron la implementación de la Reforma Agraria sino que eliminaron físicamente a la comisión oficial que fue a proceder con la distribución de tierras, los que luego se subieron al carro de la revolución y se convirtieron al sindicalismo campesino. De esta manera se estableció la distribución de tierras en gran parte del chaco boliviano, consolidando la hacienda, mediana y grande, cuya actividad más importante fue la ganadería

El chaco boliviano, abarca a 3 departamentos de Bolivia, tiene una extensión de 13.766.300 Ha., de las cuales las provincias tarijeñas de Gran Chaco y O´Connor suman 2.274.000 Ha.; las Chuquisaqueñas H. Siles y L. Calvo alcanzan a 1.877.200 Ha.; mientras que las cruceñas de Cordillera 8.624.600 Ha. y parte de Germán Busch 990.200 Ha.

Tomando en cuenta sólo 4 provincias, L. Calvo, H. Siles, Gran Chaco y Cordillera, el proceso de reforma agraria tituló más de seis millones de hectáreas a favor de particulares. Si se hace una proyección estimada de aquellos que están en trámite o son poseedores, más de diez millones de hectáreas están en manos privadas. Quedan cerca de 3 millones para guaraníes, cuerpos de agua y otras servidumbres, señala el estudio.

Provincia
Cantón
Nº propiedades tituladas
Superficie titulada en Ha.
Proyección de propiedades sin título (40%)
Total
Luis Calvo
11
327
1.262.203
841.469
2.103.672
Hernando Siles
7
512
425.320
349.547
873.867
Gran Chaco
25
772
1.329.081
886.054
2.215.135
Cordillera
20
1.075
3.215.676
1.929.406
5.145.082
Total
63
2.686
6.331.280
4.006.476
10.337.756
Fuente: Servicio Nacional de Reforma Agraria e Instituto Nacional de Colonización

Demandas del pueblo guaraní

El estudio de CIPCA recuerda que luego de su derrota de Kuruyuki (1892) los guaraníes fueron sistemáticamente despojados de sus tierras. Para evitar la servidumbre la mayor parte huyó a lugares alejados e inaccesibles. La mayor expresión del despojo configuró a grupos de guaraníes reducidos a condición de peones sin tierra viviendo en haciendas y trabajando sin salario.

La situación de las comunidades guaraníes iba desde aquellas que no tenían tierra hasta las que tenían títulos pero con problemas de sobreposiciones con sus vecinos, pasando por comunidades con tierra insuficiente o de poca productividad.

Luego de rearticularse como pueblo a través de la creación de la Asamblea del Pueblo Guaraní (1988), incluyó como parte de sus demandas al Estado boliviano la dotación de tierras en cantidad y calidad suficiente para garantizar su desarrollo como pueblo. La primera ocasión de hacer pública esta demanda fue en ocasión de recordar 100 años de la Masacre de Kuruyuki (1992) cuando se reunieron más de 6.000 guaraníes que mostraron al país y el gobierno su vigencia, presentando una plataforma a Jaime Paz.

El Plan de Desarrollo de las Comunidades de Cordillera (PDCC) asumido como suyo por la APG estableció una estrategia para encarar la carencia de tierras para las comunidades; logró comprar varias propiedades destinadas principalmente a reconstituir comunidades sin tierra o con conflictos severos especialmente en las provincias de H. Siles y L. Calvo.

Las demandas del pueblo guaraní sumaron 19 territorios, por 10.3 millones de hectáreas:


Territorio demandado por capitanía
Superficie en Ha.
1
Charagua norte
367.700
2
Kaaguasu
161.810
3
Kaipependi Karovaicho
93.578
4
Iupaguasu
161.979
5
Isoso
3.479.170
6
Kaami
151.743
7
Kooreguasu (Ipati, Santa Rosa, Cuevo)
154.450
8
Mboyuibe
277.163
9
Yembiguasu
3.110.277
10
Takovo Mora
518.245
11
Tëtayapi
160.605
12
Macharetí-Ñankaroinsa-Carandaití
244.249
13
Itikaraparirenda
174.608
14
Avatire Ingre y Avatire Guakareta
389.595
15.
Tarairi Chimeo
44.357
16
Itikaguasu
530.900
17
Charagua sur (Parapitiguasu)
199.911
18
Mboikovo (Ipati Cuevo)


Total original
10.220.340
19
Tapiete (incorporada el 1/X/96)
160.605

Total
10.380.945
Fuente: Elaboración propia archivos de CIPCA Cordillera


Sin embargo, tras ejecutarse una serie de trámites, se consolidó a favor de ese pueblo indígena apenas un tercio de lo que había solicitado:

SHAPE * MERGEFORMAT
Fuente: Elaboración propia archivos de CIPCA Cordillera

El investigador Marcelo Arandia afirma que, históricamente, el primero en reducir las demandas guaraníes fue el Estado respaldándose en el procedimiento establecido por la Ley INRA, que antes de ingresar a pericias de campo había eliminado 6 de las 18 demandas y reducido la superficie a 3.291.204 Ha. lo que significa un recorte del 69% de la demanda original.

También sostiene que para que eso ocurra fue importante la participación de la propia Secretaría de Asuntos Etnicos que recurrió a la figura de “interlocutor” con los pueblos indígenas “de manera que, mientras hacía soñar a la APG con estar participando del Estado, recortaba sus demandas territoriales”.

Otro actor que puso cerco a los sueños guaraníes fueron los terceros o hacendados/propietarios privados. De la superficie inmovilizada (3.291.204 Ha. ) sujeta a pericias de campo, después de 9 años de brega continua, se titulares 19 territorios demandados con una superficie total de 697.957 Ha. que significa el 6% de la demanda original. El resto se supone que estarían consolidándose a favor de los terceros, señala el investigador.

Además, afirma que entre el 50 y 70 por ciento de los territorios demandados por los guaraníes fueron consolidados a favor de hacendados:

TCOs guaraníes
Superficies en Ha.
% de superficie de terceros
TCOs demandadas
Terceros dentro las TCOs

Charagua norte
237.542
167.086
70.33
Parapitiguasu
198.953
136.283
68.50
Kaaguasu
160.771
91.635
56.99
Fuente: elaboración propia, archivos de CIPCA Cordillera

Los terceros o privados, beneficiados con esas tierras son, dice el estudio, en su mayoría ganaderos descendientes de migrantes vallegrandinos, cruceños y otros bolivianos, que poblaron el Chaco bajo el consentimiento de diversos gobiernos. La distribución de propiedades ganaderas por tamaño se puede apreciar en el gráfico de abajo:

Detalla que el 47% de propiedades ganaderas tiene una superficie de 5.000 Ha. y más, es decir son grandes propiedades que corresponden a la categoría de empresa agropecuaria como dice la Ley INRA (Art. 41). El otro grupo importante (42%) está en el rango de 500 a 5.000 Ha. que se considera como mediana propiedad; siendo muy pequeño el porcentaje de lo que se considera como solar campesino.

El 47% de grandes propiedades está en manos del 7% de los propietarios, donde además el 2% de propietarios tiene el 26% de propiedades mayores a las 10.000 Ha.; mientras que en el otro extremo el 5.3% de las propiedades se distribuye entre el 46% de pequeños propietarios.

Agrega que la gran propiedad de más de 5.000 Ha. (46%) alberga al 16% de las cabezas de ganado. La mediana propiedad (48%) alberga al 68% del hato ganadero.

Marcelo Arandia explica que las vacas que pertenecen a la gran propiedad parecen del primer mundo porque gozan de 35 y 59 Ha. por cada una; esto explica en gran parte la propuesta de los ganaderos del Chaco para que la carga animal llegue por lo menos a 21 Ha. por cabeza de ganado mayor.

Sólo las pequeñas propiedades (de 81 a 500 Ha.) cumplen la carga animal establecida en la Ley de Reforma Agraria y que se mantiene vigente hasta la fecha.

El título entregado por Gonzalo Sánchez de Lozada a la dirigencia de la TCO Charagua norte tiene la superficie de 70.455 Ha., misma que resulta de la suma de las áreas que tenían las comunidades antes del saneamiento y algunas áreas fiscales; es decir se trataría de una suerte de retitulación de lo que poseían las comunidades incrementando espacios de serranías y arenales, el resto estaría quedando en manos de terceros.

Descripción
Hectáreas
Areas fiscales identificadas
18.828,65
Comunidades existentes
51.628,65
Terceros (privados)
225.863,20
Sobreposición entre comunidades y terceros
5.803,94
Servidumbres
1.576,39
Total
303.700,83
Fuente: elaboración propia, archivos de CIPCA Cordillera

Los terceros se quedan con la mejor parte de los espacios territoriales, dejando a las comunidades un territorio sin continuidad geográfica y encerradas sin posibilidades de proyección. El caso de la TCO Parapitiguasu (Charagua sur) es igual de impactante, el (re)título entregado en la misma ocasión en oficinas de CIDOB a su Capitán Grande Francisco Fernández llega a 62.670 Ha., sumando áreas comunales y fiscales; dejando el resto como propiedades privadas.

Descripción
Hectáreas
Comunidades
40.595,06
Terceros
116.489,40
Areas en conflicto
14.416,45
A
22.631,33
N
39,26
Total
194.171,52
Fuente: elaboración propia, archivos de CIPCA Cordillera

Resulta paradójico, señala el investigador, que una vaca tenga un espacio mayor al de varias familias indígenas que viven en comunidades. Tiene de 35 a 56 Ha. para pastar.

Explica que algunos propietarios incluso intentaron recurrir a un certificado de vacuna para demostrar una determinada cantidad de ganado en sus predios, medida que atenta contra la Ley INRA y su reglamento que establecen que la forma de probar la FES son las pericias de campo porque se hacen en el terreno y con participación de los interesados.

Para graficar lo complicado de la distribución de la tierra a favor de los indígenas guaraníes, se recuerda que en las pericias de campo de la TCO Charagua norte (Julio de 2000 / Abril 2001) se visitó el predio Capirenda. No se encontraban los dueños ya que hace más de 20 años que no trabajan esa propiedad y el informe de campo (26/04/01) declara abandonado el predio haciendo constar además que no existían trabajos. La dirigencia guaraní daba por hecho que por sus características este predio pasaría a la TCO.

Pero, agrega, no contaban con el interés nacional por la producción petrolera que debe garantizar las inversiones que tienen las empresas petroleras en Bolivia. De manera que a finales del 2001, los dirigentes se encontraron con la carpeta 91 perteneciente al predio Capirenda Pluspetrol en cuyo informe dice que por el citado interés nacional y con carácter excepcional el Director Departamental del INRA de Santa Cruz había instruido el levantamiento de campo con un informe favorable a la empresa.

Recuerda que las empresas petroleras están sujetas al régimen de concesiones que le da derecho al recurso natural en cuestión más no a la tierra, pero con esa acción la empresa se convierte en propietaria de un determinado predio más allá del tamaño.

En el Chaco los conflictos se dan entre ganaderos y empresas petroleras contra indígenas guaraníes. En todos los casos los conflictos tienen de por medio la tenencia de la tierra y la explotación de los recursos naturales, agrega.
Se revela que en varias oportunidades se denunció la parcialización de miembros de las brigadas del INRA que realizan las pericias de campo que en la mayoría de los casos sus miembros (abogados y topógrafos) ejercían un doble rol, por un lado como responsables directos del saneamiento y por otro como asesores de los hacendados que se encuentran dentro de las TCOs.
La situación llegó a convertirse “en una verdadera traba para las demandas indígenas y campesinas; la inoperancia y la direccionalidad del accionar del INRA obligó a que la cooperación internacional presione para agilizar el saneamiento y aminorar la influencia partidaria”, recuerda el investigador.

Avances

Sin embargo, la presencia en el Gobierno de un presidente indígena, intenta modificar muchas de las trabas que se verificaron para el acceso a la tierra por parte del pueblo guaraní, el tercero más importante numéricamente en Bolivia, después de quechuas y aymaras. Se estima en más de 180.000 personas el total de guaraníes que habitan en el territorio nacional.

El INRA, a fines del año pasado, decidió revertir a propiedad estatal, para su distribución a los guaraníes, como territorios comunitarios de origen (TCO), 40.000 hectáreas, lo que movilizó a autoridades políticas y cívicas de Santa Cruz, así como a ganaderos hacia el Chaco para evitar que se consolide esa decisión, de modo que la recuperación de esas tierras por parte del Estado está en suspenso.

La movilización de ese pueblo también logró establecer relaciones con las empresas petroleras que trabajan en la región. Se estima que el 70 por ciento del territorio guaraní, ya reconocido como tal por el Estado, es atravesado por la actividad de las petroleras, ya sea mediante caminos, construcción de infraestructura pero sobre todo ductos.

La Asamblea del Pueblo Guaraní tiene convenios con las petroleras que les permiten realizar fiscalización de esas actividades en toda la región con la finalidad de evitar daños al medio ambiente y a los territorios de ese pueblo. También se ejerce control para evitar abusos contra miembros del pueblo indígena, especialmente mujeres.

Además los guaraníes participan de un porcentaje del Impuesto Directo a los Hidrocarburos (IDH), lo que les permite contar con recursos para financiar proyectos productivos en sus comunidades y capitanías, tanto en el campo agrícola como pecuario.

Las nuevas relaciones han provocado que las propias organizaciones indígenas contraten a sus miembros y les reconozcan jornales de hasta el doble de lo que pagan los hacendados, con el añadido de que los frutos de la producción benefician nuevamente a todos los comunarios.
 
 

 


Comentarios:
Publicar nuevo comentario


#zona1-2#
#zona1-3#
CLAVES DEL DÍA
Acerca de esta noticia en Blogs
Cargando...

Red Iberoamericana de Diarios Digitales Red Iberoamericana: ArgentinaBoliviaColombiaEcuadorMéxicoN.YorkPerúVenezuelaMiami
 

Diariocrítico | Diariocrítico del Ocio | Quiénes somos | Contacto | Consejo editorial | Aviso legal | Política de privacidad | rss
© Grupo Diariocrítico - Todos los derechos reservados - Powered by GCD